Shar-Pei

Este perro, tranquilo y leal, es robusto y musculoso.

Su mayor originalidad se encuentra en la piel, que, aunque dura, está suelta y es muy replegada. La cabeza es cuadrada y ancha y extrañamente arrugada. Sus pequeños ojos están hundidos y las orejas pegadas a la cabeza. El cuerpo es poderoso y musculado, arrugado especialmente en la cruz y la cola es llevada recta o enrollada sobre el lomo. Pelaje: corto, raso y tupido. Color: cervato, crema, rojo o negro.

Altura a la cruz: de 44 a 51 cm
Peso: de 17 a 25 kg de adulto

0 comentarios
Compartir:
Escribe tu comentario!